Durante la reapertura del proceso al que arbitrariamente ha sido sometido Nino Colman y ahora en la (abusiva) sentencia, ha quedado demostrada la inocencia de Nino.

Solo la arbitrariedad y el Abuso de Poder son los que lo mantienen privado de su libertad. Son las «autoridades» las únicas secuestradoras en este caso.

A continuación les presentamos un extracto de la sentencia que abusivamente emitió el Juez Vigésimo Octavo Penal; en donde se podrá apreciar que sólo una cabeza retorcida como la de ese juez, es capaz de justificar su sentencia en estas palabras. Veamos:

«sin que le asista la razón en su señalamiento de que no se comprobó debidamente la existencia de los correos electrónicos que utilizaron los secuestradores para las negociaciones para la liberación de la agraviada y que lo vinculan con los hechos, pues se reitera, como quedo claro y es del dominio público de la mayoría de las personas, que si no se utiliza algún correo electrónico por mucho tiempo, éste se cancela en forma automática, por lo que resulta incorrecto que se pueda ingresar a los mismos pasa mucho tiempo, incluso años después; por lo tanto, resultan carentes de sustento jurídico las conclusiones formuladas por el acusado y su defensa, para dictar un fallo absolutorio en favor de sus intereses y de quien los representa»

Como se puede apreciar, en el caso de esta sentencia que se dictó en contra de Nino, el mismo juez está reconociendo que no hay correos.

Categorías: Nino Colman

0 commentarios

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: